Crítica de cine: Capitán América: El Soldado de Invierno

Muchos creíamos que la pata más floja de la franquicia de Los Vengadores construida por Disney/Marvel era la relacionada con el Capitán América. Aunque considero a su primera incursión en el cine un producto más que digno, hay que reconocer que el Capi lo tiene difícil para calar en los corazones de los espectadores más allá de las fronteras de Estados Unidos. Pero en Marvel han sabido hacer las cosas bien y han logrado convertir esta película sobre el héroe abanderado, no solo en un éxito rotundo, sino en una de las mejores películas hechas hasta ahora por el joven estudio. Para empezar, en Marvel, muy sabiamente, han prescindido casi totalmente del patriotismo yanqui que muchos asociarían con el personaje, algo que ya se veía en sus dos previas apariciones en la gran pantalla y que en esta se confirma, dando un primer indicio del intento de acercar al personaje al gran público.

En segundo lugar han apostado por diversificar géneros más allá del puramente superheroico y han construido un tecno-thriller de espionaje que incorpora un superhéroe. Éste es el mayor acierto de la película, el de introducir al personaje en un mundillo, el del espionaje, que le va como anillo al dedo y que da lugar a una de las cintas más redondas de Marvel y una de las mejores películas de acción e intriga de los últimos tiempos.

La película te atrapa casi desde el primer momento, ya que tras una pequeña introducción enseguida pasamos a ver al Capitán en acción y en este caso, a diferencia de en las películas anteriores se nos muestra plenamente por qué se le considera un supersoldado. El despliegue de habilidades con los puños y con el escudo está extremadamente logrado y tiene un resultado visualmente espectacular en pantalla, con hazañas dignas del Capitán América. Pero no todo el mérito de la espectacularidad se la lleva el Capi. La película está llena de momentos para el lucimiento de todos los personajes, llena de persecuciones, tiroteos brutales, peleas cuerpo a cuerpo e incluso combates aéreos. Todo realizado de manera impecable, de manera que te atrapa y no resulta cargante dando lugar a algunas de las mejores escenas de acción que se recuerdan.

Pero no solo de explosiones vive el hombre y hay que destacar un aspecto que viene siendo la tónica general en las pelis de Marvel últimamente: las interacciones entre los personajes. Casi todo el reparto raya a un nivel altísimo. Todos resultan convincentes y cómodos en sus papeles. Si alguien seguía teniendo dudas sobre Chris Evans estoy seguro que tras esta película desaparecerán. Evans se hace totalmente con el papel y se comporta y luce exactamente como uno se imagina que lo haría el Capitán América, mostrando no solo sus habilidades físicas sino también toda la nobleza y carisma que se le supone. De ScarJo como la Viuda Negra se puede decir algo muy parecido, aunque muchos seguían sin verla en el papel tras dos películas, en esta tercera ha logrado convencer a propios y extraños y meterse totalmente en la piel de Natasha Romanoff. Anthony Mackie como el Halcón  ha resultado ser un gran hallazgo teniendo el peso justo en la trama. También Nick Furia e incluso Maria Hill tienen sus momentos en la película y la presencia de Robert Redford, aunque los años no pasen en balde, siempre da empaque. El único pero, de los pocos de la película, habría que ponerlo en el villano que da título a la cinta. Y es que, el Soldado de Invierno, pese a ser una amenaza física realmente intimidante resulta no tener tanto peso en la trama como da a entender el título.

En cuanto al argumento, seguimos estando ante una película de superhéroes y por tanto mantiene ciertos convencionalismos del género, pero se encuentra brillantemente revestida de una trama de intrigas muy del estilo de las películas de espionaje de los 70, cuyo único pero puede ser que el pastel se revela algo pronto, pero que aún así consigue engancharte y hacer que disfrutes de la historia tanto como de las escenas de acción.

A todo esto hay que añadir, para aquellos que no son espectadores casuales, sino que están al loro de todas las películas relacionadas con la franquicia de los Vengadores, que esta película realmente remueve las aguas en el universo cinematográfico de Marvel dejando la cosa en una situación realmente apasionante de cara a la esperada secuela de los Vengadores.

En conclusión, estamos ante la que para mí sería una de las tres mejores películas de Marvel Studios, que resulta ser una cinta de una factura notable y hecha de manera inteligente, que sin estar exenta de fallos (menores) resulta ser no solo un espectáculo de primera categoría sino también una muy buena película por méritos propios. (Ah y además está repleta de guiños, algunos de ellos no hace falta saber de comics para pillarlos).

Anuncios

~ por ultronilimitado en abril 8, 2014.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

 
A %d blogueros les gusta esto: